EL WESTERN CREPUSCULAR SE ENCUENTRA FELIZMENTE CON “CHINATOWN” CALIFICACION: 3,5/5 Estados Unidos, 2010.- 100 minutos.- Director: Gore Verbinski.- Película de animación. WESTERN.– Una verdadera sorpresa. Una cinta de animación muy diferente a lo que estamos acostumbrados, en forma y fondo. Respecto a la primera, opta por un feísmo descarnado (que, incluso, puede asustar a los […]


EL WESTERN CREPUSCULAR SE ENCUENTRA FELIZMENTE CON “CHINATOWN”

CALIFICACION: 3,5/5

Estados Unidos, 2010.- 100 minutos.- Director: Gore Verbinski.- Película de animación. WESTERN.– Una verdadera sorpresa. Una cinta de animación muy diferente a lo que estamos acostumbrados, en forma y fondo. Respecto a la primera, opta por un feísmo descarnado (que, incluso, puede asustar a los más pequeños) que remite al western crepuscular más polvoriento y verista. Y en relación a la temática, señalar que es más adulta todavía de lo habitual en este formato, con claras referencias a las guerras del agua, la especulación inmobiliaria, la ignorancia de la que se aprovechan los poderosos y los fanatismos de todo tipo.

El actor Rango es un solitario camaleón que vive en la inmensidad del desierto Mojave. Quiere ser un representante de la ley en un sediento pueblo llamado Dirt, pero enseguida se da cuenta de que hay una gran diferencia entre actuar y vivir la vida real, así que no tiene más remedio que enfrentarse a algunos aspectos de su identidad y aprender el significado y el valor de la amistad. Su misión consistirá en descubrir la conspiración que está detrás de la desaparición del agua en el pueblo.

Dirigida por el competente Verbinski (The ring, Piratas del Caribe), su tráiler no hacía presagiar nada bueno. Seleccionadas las escenas más tópicas e infantiles hacia pasar al film por una tontería por sustancia. Sin embargo, algo bueno hay en tener un sobrino de corta edad que me “obliga” a llevarle a ver ciertas películas. A veces me trago bodrios, pero otras veces descubro cintas que, de otra forma, nunca vería, como la también magnífica Lluvia de albóndigas.

Valiente producción que se atreve a codificar todas las constantes del western crepuscular (a su vez, heredero directo del spaghetti western –no es casual la semejanza fonética entre Rango y Django, uno de los mitos del subgénero): análisis político de la evolución del Oeste americano desde la ley del más fuerte a la ley del más rico, la utilización de tontos útiles o cabezas de turco como instrumento del poder o el corrupto uso de los recursos naturales. Ahí es donde entronca con la base argumental y moral del imperecedero clásico de Polanski, Chinatown.

Pero en un film multireferencial como éste, los homenajes no se quedan ahí. El espectador avispado podrá encontrar momentos que remiten a cintas tan dispares como Star Wars o Miedo y asco en Las Vegas.

En definitiva, una prueba más de que algunas de los mejores guiones y cintas del Hollywood actual se realizan dentro de los parámetros del cine de animación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre Protección de Datos: Responsable: Luis Antonio López Belda. Finalidad: Para moderar los comentarios de la web. Legitimación: Tu consentimiento. Destinatario: Siteground, donde alojo los emails y esta web. No lo guardaré en una base de datos externa, solo en la base de datos de WordPress a través del plugin Gravity Forms. Derechos: Acceso, rectificación, limitación y supresión de tus datos si nos lo pides. Accede a ellos en el Aviso Legal. Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el/la interesado/a.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest